Todas las mujeres siempre hemos deseado tener unos hermosos pies, y más cuando de usar sandalias o zapatillas se trata, ya que son las que generalmente nos gusta usar a las chicas. Por tal motivo te mostramos como lograr unos píes impecables sin gastar mucho dinero.

Publicidad: 






Generalmente los pies tienden a agrietarse, esto debido a la presión a la que están expuestos durante el día, esto puede representar una verdadera molestia en la vida diaria. La fricción constante al caminar o practicar deporte ocasiona la formación progresiva de una callosidad o dureza, este exceso de queratina puede causar la aparición de grietas o heridas en nuestros talones mayormente.La aparición de talones agrietados y secos también indica deficiencia de zinc y ácidos grasos omega 3, esto podría conducir a una infección, no obstante, esto podría evitarse sobre todo para aquellos que sufren enfermedades como diabetes o problemas con el sistema inmunológico. Es esencial mantener una higiene adecuada y regular en nuestros pies, para de esta forma cuidarlos de que se craqueen, y la verdad es que usted no necesitará costosos tratamientos de Spa para lograr tener unos pies suaves como los de un bebe.                                                                                                                                                                                                              Todo es tan simple que con solo estos dos ingredientes de su cocina lo podrás lograr.
Este tratamiento solo te tomara unos minutos al día, y lo mejor son los resultados que tendrás pues hará maravillas en la piel de tus pies. Además de que es completamente seguro puesto que los ingredientes a utilizar son naturales y fácilmente disponibles en el mercado.
Ingredientes:
  • 2-3 cucharadas. Bicarbonato de sodio
  • 3-4 tazas de leche.
Forma de uso
Luego de calentar la leche, procede a verter en un recipiente grande. Asegurándote de que esté caliente, pero que no vaya a quemar su piel. Empine sus pies en la leche y relajarse durante 5-6 minutos luego añada el bicarbonato de sodio en la leche mientras se agitaba bien para que se disuelva.
Fuente: saludyconsejos